1 de marzo de 2024

Corea del Sur evacuó varias islas por disparos de artillería norcoreanos

«El ejército norcoreano disparó más de 200 rondas hoy viernes 5 de enero en la zona del cabo Jangsan, al norte de la isla de Baengnyeong, y del cabo Sanseong, al norte de la isla de Yeonpyeong», informó el Estado Mayor (JCS) surcoreano en un comunicado remitido a medios.

«No se han generado daños a civiles o al ejército y el punto de impacto se sitúa al norte de la NLL», indica el texto en referencia a las siglas de la Línea Límite Norte, divisoria en el mar Amarillo (llamado mar del Oeste en las dos Coreas) que rechaza Pionyang y que sido escenario de numerosas trifulcas, incluyendo el bombardeo de Yeonpyeong a manos del Norte que costó la vida de cuatro sureños en 2010.
Un funcionario del Ayuntamiento de Yeongpyeong, donde viven unas mil 700 personas, dijo a la agencia Yonhap que se emitieron dos órdenes de evacuación por decisión de una unidad militar que habló de «provocaciones norcoreanas».

Yonhap confirmó también que en tormo a la misma hora se ordenó a los aproximadamente 4 mil residentes de Baengnyeong, la isla más occidental de Corea del Sur, trasladarse a los refugios.

El Ejército surcoreano informó hoy que respondió con maniobras con fuego real a los ensayos de artillería realizados poco antes por Corea del Norte en el Mar Amarillo que llevaron a Seúl a ordenar la evacuación de dos de sus islas fronterizas.

Un comunicado remitido por el Estado Mayor Conjunto (JCS) surcoreano, informa que la sexta brigada del Cuerpo de Marines en la isla de Baeknyeong y la unidad militar de la isla de Yeonpyeong dispararon sobre un objetivo simulado en el mar, un ejercicio que estuvo supervisado desde un centro de control por el ministro de Defensa, Shin Won-sik.

Tres horas antes Corea del Norte disparó cientos de rondas de artillería a las proximidades de ambas islas, lo que deparó una orden de evacuación para los residentes civiles.

El ejercicio de las tropas surcoreanas arrancó a las 15.00 hora local (6.00 GMT), según precisó el JCS.

Este último episodio subraya el panorama de mayor inestabilidad que se abre en la región después de que el régimen norteño anunciara en noviembre que suspendía el cumplimiento de un acuerdo militar bilateral de 2018 que, entre otras cosas, prohibía realizar ejercicios con fuego real.

“Después de que Corea del Norte declarara unilateralmente la suspensión total del acuerdo militar del 19 de septiembre reanudó esta mañana el fuego de artillería en la zona, lo que supone una provocación que amenaza la paz en la Península de Corea y aumenta la tensión”, dijo Shin, según el comunicado.

Pero antes de autorizar el regreso de los residentes de Yeonpyeong (unos 2.000 habitantes) y Baengnyeong (unos 4.000) a sus hogares, Seúl optó por movilizar al ejército para responder a Pionyang con su propio ejercicio de artillería.

La sexta brigada del Cuerpo de Marines en Baeknyeong y la unidad militar de Yeonpyeong dispararon unas 400 rondas artilleras sobre un objetivo simulado en el mar en un ejercicio en el que participaron cañones autopropulsados K9 y tanques K1E1 y que estuvo supervisado desde el centro de control del JCS en Seúl por el ministro de Defensa, Shin Won-sik.

Shin acusó en un comunicado a Pionyang de amenazar «la paz en la península de Corea» e incrementar la tensión regional tras haber optado por suspender «unilateralmente» el acuerdo militar de 2018 y retomar en consecuencia los ejercicios con artillería cerca de la frontera con su vecino.

Ambas islas se encuentran frente a la llamada Línea Límite Norte (NLL), que sirve de disputada frontera marítima entre las dos Coreas en el Mar Amarillo (llamado mar del Oeste en las dos Coreas).

Trazada por Naciones Unidas para evitar nuevos choques tras la firma del armisticio que puso fin a la Guerra de Corea en 1953, la NLL es rechazada por Corea del Norte, que defiende que la divisoria debe situarse más al sur.

La NLL ha sido escenario de numerosos choques entre las dos Coreas que en los últimos 25 años han dejado en torno a un centenar de muertos en ambos bandos, en su mayoría militares.

Con información de: El Universal

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *