24 de abril de 2024

Sin justicia para Michelle, la niña que recibió un disparo de un policía

Manuel «N», el agresor, continúa prófugo de la justicia, mientras que la menor sigue grave de salud en terapia intensiva


Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- A nueve días de que Michelle Montserrat, de nueve años, fuera atacada por un policía de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana de Chiapas, su agresor sigue libre, mientras que el diagnóstico de salud sigue siendo grave.

Arnulfo Chávez Mérida, padre de Michelle, lamentó que las autoridades aún no hayan detenido a Manuel “N”, quien la tarde del 21 de mayo disparó en la cabeza a su hija -quien se encontraba detrás de él-, luego de que el elemento de tránsito lo amenazara con su arma tras una discusión, hechos ocurridos en la colonia Flor de Mayo de Tuxtla Gutiérrez.

Arnulfo Chávez, padre de Michelle, espera noticias afuera del hospital sobre el estado de salud de su hija. Foto: Issa Maldonado

Afuera del Hospital “Dr. Jesús Gilberto Gómez Maza”, donde familiares han pasado día y noche en espera de noticias, Arnulfo indicó que su hija aún se encuentra grave de salud y con la bala alojada en la cabeza, con un diagnóstico médico de inflamación cerebral, lo que la mantiene en el área de cuidados intensivos.

“Esperamos que mi niña se recupere, pero los médicos no nos dan mucha información. Le han hecho tres tomografías, pero por la inflamación que aún tiene no la pueden operar”, dijo en una entrevista.

Por ahora, la Fiscalía General del Estado vinculó a proceso a Francisco “N”, por su “presunta responsabilidad en el delito de homicidio en grado de tentativa de una niña en la colonia Flor de Mayo de Tuxtla Gutiérrez”.

En la casa de Michelle, los días transcurren en la incertidumbre, a la espera de mejoras en su salud. Foto: Issa Maldonado

Francisco, es otro elemento de tránsito adscrito a la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana que estuvo presente durante el ataque a la menor.

Los familiares de Michelle habían denunciado en repetidas ocasiones a los dos policías por disparar al aire cada vez que consumían bebidas alcohólicas, sin embargo, las autoridades nunca prestaron atención a los llamados de alerta.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *