19 de junio de 2024

Uno de cada tres contratos de gobierno, por outsourcingv

Pese a la recomendación del presidente Andrés Manuel López Obrador de que no haya subcontratación en el gobierno federal, el outsourcing persiste en la administración pública federal.

Sólo en 2023, uno de cada tres contratos del gobierno fueron por subcontratación, mientras que en lo que va del año se contabilizan más de 70% de los convenios.

El año pasado se registraron 154 mil 987 contratos en la administración pública federal por un monto que superó los 305 mil 129 millones de pesos; 54 mil 802 contratos fueron para servicios con empresas externas por un monto que supera los 139 mil 323 millones.
En lo que va de 2024 ya se firmaron 2 mil 547 contratos con el gobierno por más de 29 mil 719 millones de pesos; 73% de ellos han sido de servicios, siendo mil 867 por más de 25 mil 379 millones.

Destacan servicios de limpieza, de seguridad privada, de mantenimiento, de supervisión de obras, de autotransporte, entre otros.

El decreto que reformó la Ley del Trabajo en materia de subcontratación laboral, establece en su artículo 13 que sí está permitida la subcontratación de servicios o de ejecución de obras especializados que no formen parte del objeto social ni de la actividad económica preponderante de la beneficiaria de estos, siempre que el contratista esté registrado en el padrón público a que se refiere el artículo 15 de la ley.

Pese a ello, el presidente López Obrador ha recomendado a las dependencias federales no hacerlo, pues considera que el outsourcing es ilegal e “inmoral”.

“Aquí [en el outsourcing] despiden para volver a contratar. Entonces, esto es ilegal y es inmoral. Por eso ya no vamos a permitirlo”, declaró en noviembre de 2020.

Entre los contratos otorgados en 2023 destaca uno que firmó el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) para el Servicio Integral de Cirugía Cardiovascular y Hemodinamia, que ante la falta de capacidad de la dependencia pagó 2 mil 318 millones de pesos a la empresa Vitalmex Internacional, S.A. de C.V., para realizar dicha labor del 1 de mayo al 21 de diciembre de 2023.

La misma dependencia contrató a la empresa INFRA, S.A. de C.V., para el servicio de oxígeno domiciliario del 1 de febrero al 31 de diciembre de 2023, por el cual pagó 678 millones 406 mil pesos.

Ante la falta de vehículos propios, el Instituto Nacional de Migración (INM), dependiente de la Secretaría de Gobernación (Segob), retorna a migrantes en autobuses de empresas privadas.

En 2023 pagó 422 millones 413 mil pesos a Turistar de Lujo, S.A. de C.V. para el servicio de transportación vía terrestre para personas migrantes extranjeras, connacionales en condición de retorno, así como para servidores públicos durante el periodo del 24 de febrero al 31 de diciembre de ese año.

La Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) contrató seguridad privada para el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), pese a que esa labor es responsabilidad de la Guardia Nacional y después pasó a la Secretaría de Marina.

La SICT pagó 369 millones 749 mil pesos a la empresa Consultores Asociados en Protección Privada Empresarial, S.A. de C.V., para servicios de seguridad y vigilancia, así como supervisión operativa y administrativa de los servicios de seguridad contratados por el AICM.

A la lista se suma la Secretaría de Marina, que a pesar de ser una fuerza armada, desembolsó 313 millones 520 mil pesos a Sepiver, S.A. de C.V., para el servicio de seguridad y vigilancia privada de los puertos de Ensenada y El Sauzal, así como del Centro Regulador del Transporte, por un periodo plurianual que comprende del 16 de agosto de 2023 al 15 de agosto de 2026.

En tanto, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) aplica el outsourcing en el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA).

Pagó 67 millones 98 mil pesos a Ecodeli Industrial, S.A. de C.V., para servicios de limpieza en la terminal aérea del 28 de abril al 31 de diciembre de 2023.

En los primeros 10 días de este año, la Secretaría de la Defensa Nacional pagó más de 3 millones 342 mil dólares a la empresa Ag Aviation Suppliers, S.A. de C.V., para el soporte logístico y mantenimiento de un avión Cessna Sovereign 680, a través de un contrato plurianual que va del 2 de enero de este año al 31 de diciembre de 2025. Lo anterior a pesar de que la Sedena tiene a sus propios especialistas en mantenimiento.

Asimismo, la dependencia federal desembolsó más de 5 millones de dólares a Gler Dealers, S.A. de C.V., para la realización del servicio Integrated Support Service (I.S.S.) para la flota de aviones CASA C-295 M/W con matrículas 3201, 3202, 3203, 3204, 3205, 3206, 3207 y 3208 de cargo en el Escuadrón Aéreo 301.

En la inmensa lista de más de 57 mil contratos de servicios se advierte asimismo que en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) los trabajos de limpieza también están subcontratados. Destaca un convenio por 618 millones 590 mil pesos con Drog-Ba Compañía, S.A. de C.V., la cual brindará el servicio integral de limpieza en los hospitales y unidades médicas del IMSS-Bienestar del 1 de enero al 31 de diciembre de 2024.

Con información de: El Universal

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *