27 de mayo de 2024

Por violencia cierran juzgados en Motozintla

Los hechos de violencia que han marcado la Sierra de Chiapas han obligado a los juzgados a cerrar hasta nuevo aviso, mientras los pobladores enfrentan la escasez de alimentos.



Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- En Motozintla, el municipio más grande de la Sierra de Chiapas, donde en las últimas tres semanas sus más de 76 mil habitantes se han visto inmersos en la irrupción de grupos del crimen organizado que han provocado una escalada de violencia, el Poder Judicial del Estado ha decidido cerrar sus juzgados como medida preventiva para “salvaguardar” la integridad de los trabajadores y ciudadanos.

“En virtud de las incidencias suscitadas en el municipio de Motozintla, dejarán de operar los Juzgados del Ramo Civil y Juzgado de Control y Tribunal de Enjuiciamiento con residencia en Motozintla”, se lee en un comunicado emitido el pasado sábado.

En el documento con sello del Poder Judicial con número SECJ/3252/2023, se señala que, los Juzgados del Ramo Civil y Juzgado de Control y Tribunal de Enjuiciamiento  “conjuntamente con los bienes muebles, documentos y expedientes que ahí se encuentran, se acordó suspender labores y términos procesales en los referidos juzgados”.

En la misiva, se informó que los juzgados permanecerán cerrados “hasta en tanto se restablezca el orden”.

Y, respecto al Juzgado en Materia de Oralidad Penal, se indicó que quedaran facultados la Jueza Araceli Mateo Domínguez, al Secretario Rudi Saúl Rincón Gómez y a la Actuaria Evangelina Escobar Ávila, adscritos al Juzgado de Control y Tribunal de Enjuiciamiento Región Tres, Motozintia, “para que estén al llamado vía telefónica, a fin de que sean notificados por este medio en caso de ser necesarias sus funciones”.

Además, el Consejo de la Judicatura indicó que, si se presentan detenciones, “estas personas serán puestas a disposición en una Área Administrativa del Centro Estatal para la Reinserción Social de Sentenciados Número 07 con sede en la ciudad de Huixtla”.

No hay ni tortillas

En Motozintla, los ciudadanos han denunciado escasez de alimentos debido a los bloqueos carreteros han impedido el ingreso de camiones de carga y porque los ganadores y productores están siendo víctimas de extorsión.

Allí, la tienda de autoservicio Bodega Aurrerá decidió cerrar su tienda debido a la ola de violencia que se vive en la región, por lo que días antes los habitantes dejaron los estantes vacíos ante el temor al desabasto de alimentos y productos de primera necesidad.

Desde hace dos semanas, se han suspendido las clases en todos los niveles educativos.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *