17 de julio de 2024

Seis colombianos capturados por el asesinato de Fernando Villavicencio

La policía de Ecuador anuncia este jueves su primer resultado tras la muerte del candidato presidencial

Quito.- El ministro ecuatoriano del Interior, Juan Zapata, informó este jueves de que los seis detenidos tras el asesinato del candidato presidencial Fernando Villavicencio, son colombianos.

En declaraciones a la prensa en la Comandancia de la Policía, en Quito, Zapata identificó a los aprehendidos como Andrés M., José L., Adey G., Camilo R., Jules C. y John R., «todos de nacionalidad extranjera».

Anotó que tras el asesinato, «todos los ejes policiales se desplegaron para realizar técnicas investigativas, permitiendo ubicar varios domicilios en el sector de Conocoto y en el sur de la ciudad».

En los allanamientos encontraron un fusil, una subametralladora, cuatro pistolas, tres granadas, dos cargadores de fusil, cuatro cajas de munición, dos motocicletas y un vehículo reportado como robado, «donde presuntamente se movilizaban los miembros de ese grupo delictivo», dijo.

Los detenidos fueron trasladados hasta la unidad de Flagrancia con resguardo policial, para ser puestos a órdenes de las autoridades competentes.

«Dos de los ahora aprehendidos fueron plenamente identificados en la escena del delito, a través de técnicas de investigación», puntualizó Zapata.

Resguardo policial de los sospechosos del asesinato de Fernando Villavicencio en Ecuador

El comandante general de la Policía, Fausto Salinas, comentó que en el lugar del atentado «se encontraron alrededor de cien personas, resultando varios heridos, entre ellos tres servidores policiales» de su equipo de protección inmediata» de Villavicencio.

De acuerdo con Salinas, los policías fueron trasladados para varios centros médicos y «al momento su pronóstico es estable».

Explicó que la cápsula de seguridad que protegía a Villavicencio contaba con tres cercos de seguridad: un interno que conforma el equipo de seguridad inmediata, compuesto por cinco agentes policiales; un cerco intermedio de reacción, y uno externo, con dos patrulleros.

Salinas indicó que el vehículo blindado de propiedad del candidato «estuvo en un mitin político en Guayaquil», por lo cual no estaba disponible para su uso en Quito.

El comandante de Policía confirmó el deceso de uno de los sospechosos del atentado, quien tenía antecedentes penales y quien había sido detenido en junio pasado por «tenencia y porte de armas».

Agregó que en la zona del atentado se halló una granada, que fue detonada luego por la Policía en una operación controlada, así como 61 casquillos de balas, de calibre 9 milímetros, y 3 casquillos de calibre 2-23.

«Crimen político», el asesinato de Fernando Villavicencio

Zapata se sumó al pronunciamiento del jefe de Estado, el presidente Guillermo Lasso, quien catalogó al asesinato «como un crimen político con carácter terrorista, un intento de sabotaje a las próximas elecciones».

«La Policía Nacional del Ecuador ya tiene las primeras capturas de los presuntos autores materiales de este execrable hecho y empleará toda su capacidad operativa e investigativa a fin de poder esclarecer el móvil de este crimen y los actores intelectuales», anotó.

Indicó que «por la información preliminar levantada se confirma que los aprehendidos pertenecen a grupos de delincuencia organizada».

Comentó que audios y vídeos que circulan en redes sociales sólo generan «mayor terror, mayor incertidumbre y sobretodo» no respetan «el dolor de la familia y de un pueblo que hoy llora a Fernando Villavicencio».

Se refería a un video, de origen desconocido, en el que aparecen hombres fuertemente armados, uno de los cuales asegura pertenecer al grupo criminal «Los Lobos», al que atribuyen el asesinato.

Asimismo, a otro en el que hombres con el rostro descubierto y vestidos de blanco desmienten a los del primer video, cuyo portavoz dice que también pertenecen a la misma agrupación y desmienten la autoría del crimen.

Con información de EFE 

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *