En Chenalhó, mil 500 niñas y niños se quedan sin maestros


  • Las autoridades educativas no han atendido el llamado de las comunidades de contratar 50 docentes, mientras que quienes imparten clases tienen que hacerlo con grupos de hasta 90 alumnos

 

Por Issa Maldonado 
Tuxtla Gutiérrez.- En uno de los municipios más pobres, con conflictos internos y analfabetismo, las y los maestros indígenas han dejado de ser contratados en este ciclo escolar 2022-2023, por lo que escuelas de preescolar y primaria se mantienen cerradas, mientras que los maestros que sí impartenm clases, lo  tienen que hacer en grupos de 90 alumnos, esto, en el municipio de Chenalhó.

Maestros, madres y padres de familia, así como supervisores escolares, viajaron tres horas desde sus comunidades hasta la capital del estado para buscar un diálogo con autoridades de la Secretaría de Educación Pública, ubicada en la Colonia Maya, pero un guardia de seguridad les cerró las puertas, argumentando que “era una orden de su jefe”.

Arturo Garduño, supervisor de la Zona 016 con sede en Acteal, Chenalhó, dijo que desde agosto al menos 10 escuelas de preescolar y cinco primarias han sido cerradas por falta de docentes, debido a la "indiferencia de las autoridades educativas, que no han contratado a docentes para este año escolar.”

Explicó que hay 53 comunidades en el municipio tsotsil en las que se necesitan 50 docentes que la Secretaría de Educación se comprometió a contratar, pero a dos meses de iniciado el ciclo escolar ninguna autoridad educativa ha respondido la petición de las comunidades.

Ante ese panorama, las y los maestros indígenas que imparten clases en español y tsotsil, han tenido que atender grupos de entre 70 y 90 alumnos del nivel preescolar y primaria, lo que resulta “totalmente antipedagógico”, reclamó por su parte, Aureliano Ruiz Rodríguez, un maestro bilingüe de primaria, que ha tenido que impartir clases en un salón hacinado de niñas y niños.

En Chenalhó, afirmó, hay 1.500 niños que no reciben clases integrales, lo que impacta en el desarrollo pedagógico, además de vulnerar el derecho a la educación en los pueblos indígenas.

El maestro, dijo que fue el subsecretario de Educación en Chiapas, José Luis de León, quien recibió un documento en mayo de este año, firmado por 53 comunidades que solicitaron la contratación de maestros, pero hasta la fecha no han obtenido una respuesta de la autoridad.

 

“No es que los maestros digan, ‘no queremos ir a trabajar’, sino que la misma parte de la Secretaría de Educación no ha hecho las contrataciones para que los docentes interinos puedan llegar.  Están en el animo de decir que estamos gestionando y recopilando documentos, sin embargo, hasta la fecha, ya hubo recopilación de los documentos y los jóvenes siguen a la espera de su contratación”.






tiempoyforma