Negociación, no Confrontación con Trump


 

Por Abraham Mohamed

mohacan@prodigy.net.mx

 

De Donald Trump no se podía esperar otra cosa.

Megalómano, autoritario, populista, fascista, racista y simplista como es, al asumir hoy la Presidencia de Estados Unidos como primer acto de gobierno firmó, para que se cumplan de inmediato, las siguientes “Órdenes Ejecutivas”:

1.- La construcción del muro en la frontera con México porque según él, así se frenará el paso de delincuentes, de drogas e ilegales. Además mantiene su exigencia de que nosotros tenemos que pagar la ofensiva obra, pues de negarnos, se fijará un impuesto a las remesas de dólares que envían los mexicanos que legalmente se encuentran viviendo y trabajando en EU.

2.- La abrogación de la política migratoria que se desarrolló en el gobierno de Barack Obama y que protegía a los llamados “dreamers” son los hijos de ilegales que crecieron y estudian en Estados Unidos quienes ahora pueden ser deportados y

3.- La revisión del TLCAN  (Tratado de Libre Comercio de América del Norte suscrito por EU, Canadá y México) y, en el supuesto de que alguna de las otras partes se nieguen a hacerlo, entonces Estados Unidos, sin más, se saldría.

Ante tanta hostilidad de Trump contra México, el Presidente Peña Nieto debe fortalecer más su relación con Canadá para aliarse y renegociar el TLCAN, pero al mismo tiempo enfrentar con inteligencia, firmeza, sensatez  y dignidad la agresividad del nuevo presidente de EU.

El sentido común indica que el gobierno mexicano se fortalecería si redujera su dependencia comercial de Estados Unidos y que esto se lograría con nuevos mercados tanto en Europa como en Asia, principalmente con China, y con nuestros países hermanos del continente.

Para el interior del país, el Presidente Peña Nieto ya dictó medidas que son rebajar 65% los impuestos a capitales que se repatrien para invertir aquí y generar empleos, y exentar de gravámenes a las PYMES durante todo este año y para que en el 2018 solo paguen 65% del ISR al SAT.

Pero creo que eso no basta para lograr que se repatríen capitales de mexicanos  y se inviertan aquí para impulsar la economía y resistir las perjudiciales intenciones de Trump, porque simple y sencillamente hay enorme desconfianza en el gobierno actual.

El Presidente Peña Nieto primero tiene que recuperar la credibilidad y confianza que desafortunadamente perdió por el incumplimiento de muchas de las promesas que hizo para mejorar la calidad de vida y también tiene que demostrar empeño para recuperar la seguridad tanto jurídica como pública que se perdió por la corrupción e impunidad que nos ahoga, sin que se note que haya voluntad para combatirla.

Y eso lo  gritan los mexicanos porque todavía andan libres los mega rateros ex gobernadores Javier Duarte de Veracruz, Roberto Borge de Quintana Roo, Rodrigo Medina de Nuevo León, los hermanos Moreira, Humberto y Rubén, ex y actual de Coahuila, Egidio Torre Cantú de Tamaulipas, César Duarte de Chihuahua, Fausto Vallejo de Michoacán, Jorge Herrera de Durango, Ángel Aguirre de Guerrero y Miguel Alonso Reyes de Zacatecas entre muchos bandidos más que han sido funcionarios de todos los niveles.

Sin embargo, hay que decirlo también, si  el Presidente Peña Nieto combatiera en serio la corrupción y la impunidad, podría salir airoso de los enormes problemas causados por  las crisis que nos afectan y que se agravarán si Trump cumple sus amenazas contra México.

Todos estamos dispuestos a la unidad nacional, pero para eso debemos tener un líder que hasta ahora, desgraciadamente, no tenemos.

Y aunque suene locuaz, pienso que Peña Nieto aún tiene algo de tiempo para ser ese líder que a la Patria le urge, siempre y cuando sepa negociar y no confrontarse con Trump como muchos equivocados quisieran.

Y en esto ya tiene importante participación su Canciller y amigo Luis Videgaray  porque afortunadamente tiene amistad con Jared Kushner quien por ser asesor principal y yerno de Trump, es valioso apoyo en las gestiones que  hace y hará.

Por cierto, le confirmo que Videgary ya tiene agendada una reunión en Washington  para la próxima semana, con  Wilbur Ross quien es el Secretario de Comercio en el nuevo gobierno de EU, reunión a la que también acudirá  el Secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo  y en la que se harán los primeros escarceos sobre la revisión del TLCAN.

Es que en política lo sabio es negociar, no confrontar…

¿Cómo ve?....

  

 

Autor: Abraham Mohamed Zamilpa

58 años en el periodismo que inició en su natal Tamaulipas. Reportero, columnista y director de periódicos en Reynosa, Nuevo Laredo y Tampico. Llegó e...






Lo más visto...

tiempoyforma