Charles Woodson, el Safety de los Raiders de Oakland, extiende su legado


Durabilidad y constancia, son las principales virtudes que tiene Charles Woodson, profundo de los Raiders de Oakland, quien a sus 38 años se mantiene en un nivel óptimo de juego y sigue acumulando méritos para ingresar al Salón de la Fama en cuanto decida poner fin a su carrera.

Woodson logró una intercepción en el triunfo de su equipo sobre los Cafés de Cleveland y se convirtió en apenas el segundo jugador en la historia de la NFL en conseguir un intercambio de balón en 18 temporadas consecutivas.

Sólo está detrás de Darrell Green, quien robó pases en 19 temporadas de las 20 que jugó en la liga, todas con los Pieles Rojas de Washington.

Desde que Woodson llegó a la NFL como la cuarta selección global del Draft de 1998, tres puestos después de Peyton Manning, ha interceptado por lo menos un pase en cada una de sus 18 campañas como jugador de futbol americano profesional.

Con la intercepción que selló el triunfo de los Raiders el domingo pasado, llegó a 61 en su carrera, en la que ha defendido los colores de los Raiders de Oakland y los Empacadores de Green Bay.

A pesar de ello, todavía está lejos de alcanzar al líder de todos los tiempos, Paul Krause, quien terminó su carrera con 81, y es poco probable que le pueda dar alcance.

Woodson ya no tiene la velocidad para mantener una cobertura hombre a hombre frente a receptores explosivos como AJ Green, de Cincinnati, o Travis Benjamin, de Cleveland, y es por ello que desde hace cuatro temporadas fue movido de esquinero a profundo.

Su experiencia en la lectura de las ofensivas rivales y su instinto para estar en el lugar indicado para interponerse en las trayectorias de las alas cerradas o los receptores que llegan a su zona, le han permitido seguir vigente en la liga y es por ello que es el jugador en activo con más pases interceptados.

A pesar de que ha sufrido lesiones en su carrera, siempre ha sido capaz de regresar a jugar y ha tenido una larga carrera.

Vale la pena considerar que el promedio de vida de la carrera de un jugador de la NFL es de 3.3 temporadas, según datos de la Asociación de Jugadores.

Lo que hace destacable que Woodson tenga ya 18 años activo, tiene hambre de ganar un campeonato con los Raiders.

De aquella generación del Draft de 1998 sólo quedan tres jugadores en activo: Peyton Manning, Charles Woodson y Matt Hasselbeck.

Los dos primeros son titulares con Denver y Oakland, respectivamente, mientras el tercero es el suplente de Andrew Luck, quarterback de  los Potros de Indianápolis.


 

Foto: Fansided
Con información de Excélsior.






Lo más visto...

tiempoyforma