Con armas de fuego, torturadas, macheteadas y degolladas, así matan a las mujeres en Chiapas


  • A 13 días de que se decretara la Alerta de Violencia de Género en 7 municipios de la entidad, ninguna autoridad ha informado sobre el plan estratégico de prevención y atención, critican organizaciones

Issa Maldonado

Tuxtla Gutiérrez.- Por la franja fronteriza, entre el Soconusco, Centro, Norte y Costa de Chiapas, se concentra el mayor número de feminicidios perpetrados este año. Con armas de fuego, degolladas, macheteadas, apuñaladas, estranguladas y torturadas, así han sido asesinadas 59 mujeres, de los 16 hasta los 70 años, víctimas de una espiral de la violencia machista que se cuela en todas las clases sociales.

-De qué sirve una Alerta de Violencia de Género (AVG) en Chiapas si es excluyente, discriminatoria y las autoridades. A 13 días de su declaratoria ninguna autoridad ha informado cuáles serán los protocolos, programas y acciones para la prevención que deberá instrumentarse en los 7 municipios donde se ha emitido, cuestionan organizaciones civiles, no gubernamentales, colectivos y feministas.

Este lunes, en una conferencia de prensa, nueve organizaciones de la sociedad civil señalaron que los feminicidios en el estado van en aumento, a la par de la violencia estructural que se ejerce contra la población femenina.

Voces Feministas recordó que el 21 de noviembre pasado, el gobierno declaró la AVG para los municipios de Tuxtla Gutiérrez, Comitán de Domínguez, San Cristóbal de Las Casas, Villaflores, Tonalá, Chiapa de Corzo y Tapachula, “lo que resulta limitada puesto que la Alerta de Género debe ser comprendida para toda la entidad”.

En la declaratoria se excluyeron a los municipios fronterizos que concentran el mayor número de feminicidios, además de sus vacíos y nula información del gobierno estatal respecto a cómo será instrumentada la AVG.

Para las organizaciones como Jlumaltik Equidad Sur A. C., Colectivo Bocas Mujeres de Chiapas, Voces Feministas, Colectivo Isitame, Ecofeminismo en Red y el Observatorio Feminista contra la Violencia a las Mujeres, la AVG es “tardía y limitadamente sospechosa, dada la negativa sistemática, y nos preguntamos si obedece más que a un interés legítimo por atender esta problemática, a intereses político-electorales”.

Para las organizaciones, atender de raíz la violencia hacia las mujeres y los feminicidios, “se requiere de voluntad política que este gobierno (encabezado por Manuel Velasco Coello) no ha mostrada y se observa entre otros asuntos, en un ocultamiento sistemático de las cifra de feminicidio, la falta de capacitación y la pulcritud en los procesos judiciales, que permiten a la mayoría de los perpetradores salir en libertad”.

Las asociaciones resaltaron que desde que se tipificó el feminicidio en Chiapas desde 2011, sólo en un caso se ha dictado la sentencia máxima, y sólo en un tres por ciento se ha otorgado una orden de protección a las mujeres que presentan denuncias por violencia de género.

Desde 2013, señalaron, cuando se solicitó la declaratoria de AVG, se han contabilizado 500 muertes violentas de mujeres (de acuerdo al Colectivo de Mujeres).

Entregan carta contra violencia

Organizaciones de la sociedad civil que integra la Red Colectiva Ciudadana Contra la Violencia Feminicida, escribieron un pronunciamiento dirigido al gobernador Manuel Velasco Coello; Rutilio Escandón, magistrado presidente del Tribunal Superior de Justica del Estado, y Eduardo Ramírez Aguilar, presidente del Congreso del Estado, en el que exigen información pública sobre las estrategias, políticas públicas, recursos destinados para la prevención y reparación del daño para atender la violencia de género contra las mujeres.